Impacto 107.3

sábado 1 de octubre de 2022

Bella Vista: Cielo Claro | Ahora: 14.75°C | ST: 14.34°C

Dólar hoy: $ 154,25 | Dólar blue:$ 288,00

Del Potro se resintió de la lesión y su futuro es una incógnita

El tandilense sintió dolores en su muñeca izquierda y puso en duda el comienzo de la temporada en Brisbane y el Abierto de Australia. Lleva nueve meses sin jugar y aún no pudo entrenarse al 100%.-
A pocos días de regresar al circuito profesional de la ATP, donde no compite desde marzo, el tenista volvió a sentir molestias en su muñeca izquierda, donde fue operado por una lesión en los ligamentos.

Esta situación altera los planes de Juan Martín Del Potro para 2015. Tenía pensado regresar a las canchas en el ATP 250 de Brisbane (que comienza el domingo), luego de disputar el torneo de Sidney y finalmente el Abierto de Australia, primer grand slam del año.

Pero los dolores en su muñeca regresaron y el futuro del tandilense es una incógnita. Lleva nueve meses sin jugar luego de que en marzo fuera operado de una lesión que era más grave de lo que arrojaron los estudios. En 2010 sufrió un problema similar en su mano derecha pero a los cuatro meses volvió a jugar.

Según el diario La Nación, desde el entorno del jugador explicaron que la situación «no es sencilla» y tiene tiempo hasta el jueves para decidir si jugará o no en Brisbane.

Del Potro comenzó su pretemporada hace nueve semana en Cariló. Se puso a punto físicamente y comenzó a entrenar con la raqueta pero hasta el momento no pudo completar una práctica contra un rival de primer nivel.

No pudo aún golpear a máxima potencia el revés a dos manos y sus únicos adversarios en sus entrenamientos fueron los juveniles Manuel Peña López y Augusto Stodart, además de su entrenador Franco Davin.

En los últimos días tenía planificado jugar algunos sets con Leonardo Mayer, pero los dolores lo obligaron a cancelar el ensayo y ahora su futuro es incierto. El 24 de febrero se cumple un año sin jugar y se quedaría sin puntos ATP.

Podría disputar torneos por el ranking protegido, que le permitirá usar su último puesto en el escalafón mundial para los ocho primeros torneos o por nueve meses desde que vuelve a jugar. Lo que ocurra primero.