Impacto 107.3

domingo 26 de junio de 2022

Bella Vista: Nubes | Ahora: 11.09°C | ST: 10.27°C

Dólar hoy: $ 129,15 | Dólar blue:$ 226,00

Enrique Omar Sívori, el cabezón

El 17 de febrero de 2005 fallecía Enrique Omar Sívori, uno de los mejores jugadores del fútbol argentino de todos los tiempos.Sívori nació en San Nicolás de los Arroyos, el 2 de octubre de 1935, comenzó su carrera futbolística en River Plate y llegó a debutar en la primera división a los 17 años entrando en reemplazo de Ángel Labruna y anotando un gol (el quinto de su equipo).
En River jugó en total 63 partidos, convirtió 28 goles y participó en la obtención del tricampeonato de 1955, 1956 y 1957.

Este último año marcó el fin de su paso por el club millonario, consagrado ya como ídolo es transferido a la Juventus de Italia por diez millones de pesos argentinos, récord de la época.
Con esa plata, River remodeló el Estadio Monumental en 1958.

fue un futbolista y entrenador argentino-italiano. Jugó de mediocampista ofensivo y es considerado uno de los mejores futbolistas argentinos de todos los tiempos, siendo incluido en la lista FIFA 100. Ocupa el 16º lugar en el ranking del Mejor jugador sudamericano del siglo publicada por IFFHS en el 2004. Integra además, la lista de los 50 Mejores Jugadores del Siglo XX elaborado por expertos e historiadores de FIFA y publicados también por IFFHS en el 2004

En Italia ganó tres títulos de Liga (1958, 1960 y 1961), dos Copas de Italia (1959 y 1960) y fue el máximo goleador de la Liga italiana en 1960. Marcó 134 goles en la Serie A, 24 goles en la Copa Italia y 12 goles en competencias europeas, totalizando 170 goles.

Al obtener la doble nacionalidad, el nuevo ítalo-argentino pudo recibir el Balón de Oro como mejor jugador europeo en 1961. En 1965 pasó al Nápoli, en el que permaneció cuatro temporadas y también deslumbró a la afición celeste.

En la selección Argentina jugó 18 partidos y marcó 9 goles, formó parte de la famosa delantera llamada de «Los carasucias» conformada además por Corbatta, Maschio, Angelillo, Sívori y Cruz, que se proclamó campeona de la Copa América 1957 y logrando ser el mejor jugador de la copa.

También fue internacional con la selección italiana con la que jugó 9 partidos, marcando 8 goles y llegó a disputar la Copa Mundial de Fútbol de 1962 en Chile.

El cabezón fue incluido en la lista FIFA 100 de los mejores jugadores del mundo. Ocupa el 16º lugar en el ranking del Mejor jugador sudamericano del siglo publicada por IFFHS en el 2004. Integra además, la lista de los 50 Mejores Jugadores del Siglo XX elaborado por expertos e historiadores de FIFA y publicados también por IFFHS en el 2004.

Se retiró el 1 de diciembre de 1968 tras una lesión de rodilla. Tras su retiro dirigió como técnico entre otros clubes a Rosario Central, River Plate, Estudiantes de La Plata, Racing, Vélez Sársfield y a la selección Argentina en las eliminatorias para la Copa Mundial de Fútbol de 1974 en Alemania.