Impacto 107.3

viernes 19 de agosto de 2022

Bella Vista: Cielo Claro | Ahora: 3.83°C | ST: 3.83°C

Dólar hoy: $ 142,39 | Dólar blue:$ 293,00

El Banco de Nueva York le reclamó a Griesa qué hacer con los depósitos de Argentina

La entidad bancaria quiere que el juez de esa ciudad defina el destino de los 539 millones de dólares que el Tesoro nacional le giró para el pago de bonistas reestructurados.El Bank ok New York Mellon (BONY) le pidió este martes al juez neoyorquino Thomas Griesa que clarifique su situación como «trustee» (agente de pago) de la Argentina, ya que aún tiene en su poder los US$539 millones que el Tesoro argentino giró para cancelar el Discount.

El BONY, según el escrito presentado a Griesa, teme una lluvia de juicios por haber quedado «pegado» al incumplimiento del pago por el bono Discount.

El martes, el ministerio de Economía argentina había denunciado el incumplimiento de este banco por no dejarle cobrar a los bonistas. «El Bank of New York (BONY) ha recibido la totalidad del pago en tiempo y forma, se opuso a la propuesta de los fondos buitre, ante los reclamos realizados por numerosos bonistas ya que los fondos les pertenecen, así y todo, la entidad bancaria sigue incumpliendo su obligación al no haber dejado cobrar a la totalidad de los bonistas», indicó.

La Argentina comenzará el lunes formalmente las negociaciones para poder encontrar una salida al litigio que enfrenta con los fondos buitre y evitar caer en un default técnico. Ese día, una comitiva se reunirá en Nueva York con Daniel Pollack, el mediador designado por el juez Thomas Griesa, en el marco de las negociaciones para el pago de la deuda a los holdouts.
Argentina depositó el jueves 26 el pago para un cupón con vencimiento el 30 de junio para los tenedores de deuda reestructurada sin desembolsar otros 1.330 millones de dólares a los acreedores que no aceptaron el canje de deuda, como había ordenado el juez.
Pero los bancos de Estados Unidos tienen prohibido hacer los pagos a los acreedores de Argentina. Griesa dijo el viernes 27 que el depósito era ilegal y que el dinero debía ser devuelto al gobierno argentino.
Si el dinero no llega a manos de los tenedores de deuda reestructurada el lunes, se considera que Argentina entrará en un default técnico. Pero tiene un período de gracia de 30 días que termina el 30 de julio para llegar a un acuerdo que acabe con la vieja batalla legal o caerá en un incumplimiento de pagos por segunda vez en 12 años.
Griesa designó a Pollack, un veterano abogado financiero de Nueva York, como asistente especial para ayudar a lograr un acuerdo entre Argentina y los tenedores en disputa.
Argentina incumplió con una deuda soberana de unos 100.000 millones de dólares en 2001-2002 y negoció una reestructuración con el 93 por ciento de los tenedores de bonos en un acuerdo considerado uno de los más costosos para inversores en la historia, pagando entre 25 y 29 centavos por dólar adeudado.